Diego Sívori
09 de de 2019

ASESORATE CON UN NUTRICIONISTA

¿Cuál es la diferencia entre “Alimentación” y “Nutrición”? twitealo

¿Cuál es la diferencia entre “Alimentación” y “Nutrición”?

Muchas veces estos términos se utilizan como sinónimos; sin embargo no lo son. La “Alimentación” consiste en la ingesta de alimentos, mientras que la “Nutrición” involucra además la incorporación de nutrientes y su utilización. Muchas veces se puede estar correctamente alimentado, pero no bien nutrido.

¿Cómo saber si nuestra Nutrición es correcta?

Estar bien nutridos implica darle al cuerpo los nutrientes que necesita: macronutrientes (carbohidratos, proteínas y grasas) y micronutrientes (vitaminas y minerales). Cada persona requiere determinada cantidad de ellos. Para saber cuáles son tus necesidades diarias, es necesario asesorarte con un Nutricionista; quien puede ayudarte a tener un buen estado nutricional, es decir sugerirte un tipo de alimentación que se adapte a tus requerimientos; según tu edad, sexo biológico, cuán movidos son tus días y cómo se encuentra tu salud (ya que determinadas enfermedades necesitan cuidados extras en tu alimentación diaria).

Entonces, nutrir es cuidar, es decir que los nutricionistas cuidamos de la salud de nuestros pacientes a partir de un plan de alimentación con nutrientes específicos para cada uno;  que se traduce en alimentos y cantidades.

Todo lo que un Nutricionista calcula y contempla a la hora de armar un plan se basa en años de formación, proceso que no finaliza ya que la profesión requiere de estar siempre actualizado. Por este motivo es muy peligroso alimentarse a partir de “dietas” basadas en: lo que me dijo un vecino, familiar, amigo o leí por internet. Este tipo de prácticas suelen no ser saludables ya que pueden tener información falsa o no estar adaptadas a las necesidades individuales de cada uno. Lamentablemente, en la actualidad, abundan estas “dietas” debido a que los alimentos están al alcance de todos y es simple opinar de ellos.

Los Nutricionistas se basan en evidencia científica, la cual surge de ideas e hipótesis que fueron estudiadas. Todas las hipótesis tuvieron que pasar etapas de análisis para ser aceptadas o rechazadas. Pensemos en una escalera: el primer escalón es simplemente una idea, por ejemplo: “consumir azúcar de mesa en grandes cantidades daña a la salud”. Esto pudo haberse estudiado primero solo en una persona, luego en un pequeño grupo de personas y así empezar a sumar estudios con mayor cantidad de participantes y correctamente diseñados, cuantificados y medidos; lo que le permite a las hipótesis ir subiendo escalones. Varios de estos estudios pueden dar lugar a un meta-análisis que genere conclusiones y se traduzca en guías de trabajo para los Nutricionistas; éste es el escalón más alto al que puede llegar una hipótesis lo que la convierte en teoría. Estas guías pueden actualizarse con el paso del tiempo, a partir de nuevos estudios y tecnologías, pero siempre basándose en la evidencia científica.

Es por esto, que en este mes que se celebra el día del Nutricionista en conmemoración del nacimiento del padre de la Nutrición: el Dr Pedro Escudero; me gusta reflexionar sobre las bases de la Nutrición y todo el respaldo científico que justifica nuestra labor diaria.

0 14
Diego Sivori

Diego Sivori

Licenciado en Nutrición recibido en la Universidad de Buenos Aires (UBA). Le decis que comes y te dice quien sos. #QueComoHoy #MarketingDeLaObesidad

Deja tu comentario