Diego Sívori
19 de Enero de 2018

Hidratacion en verano

Con estos días tan calurosos, estar bien hidratados se vuelve imprescindible. Las altas temperaturas hacen que se pierda más agua de lo habitual y que si no se recupera, puedas empezar a sentirte mal.

El agua es fundamental para la vida y el buen funcionamiento del organismo. Tiene múltiples funciones y en verano su rol fundamental es evitar que se eleve la temperatura del cuerpo y aparezca el golpe de calor. A su vez, ayuda a eliminar todas las toxinas del cuerpo a través de la orina.

¿Cómo saber si estas tomando la suficiente cantidad de agua? ¿“Mientras no tenga sed está todo ok!”?

Esto es falsa, ya que la sed es un signo tardío de deshidratación. Es decir; cada vez que tengo sed ya comencé a deshidratarme y el cuerpo está dando señales de alarma para avisar que no cuenta con el agua suficiente. Lo ideal es evitar que la sed aparezca. 

Otras señales de que no estás hidratándote lo suficiente son:

● Boca seca
● Orina muy oscura
● Falta de concentración
● Mareo, dolor de cabeza
● Cansancio


¿Cuál es la mejor bebida para hidratarse?

Tan sencillo como el AGUA. ¿Y por qué no, aguas saborizada, jugos o gaseosas? Si bien estas bebidas nos ayudan a incorporar agua, existe un gran problema con ellas: tiene excesiva cantidad de azúcar. Cada vaso tiene entre 4 a 5 cucharaditas de azúcar. Si la única forma de hidratación son estas bebidas, el consumo diario de azúcar puede llegar a ser 40 cucharaditas aproximadamente.

¿Qué pasa con el azúcar de las bebidas?

Aporta calorías vacías, es decir solo dan energía sin aportar ningún nutriente (vitaminas, minerales, proteínas). Cuando las calorías vacías se consumen en gran cantidad comienzan a acumularse en el cuerpo en forma de grasa, incrementando las chances de tener sobrepeso u obesidad a futuro y demás enfermedades relacionadas con el exceso de peso. Otro aspecto negativo de estas bebidas es que aportan cantidades importantes de sodio, que también es malo para el organismo. Con lo cual lo ideal es mantenerse hidratados durante el día a expensas de agua fresca. A lo sumo se pueden hacer bebidas caseras con un chorrito de algún cítrico como naranja, pomelo o limón. O utilizar cada tanto bebidas con gas sin azúcar como la soda o gaseosas libres de azúcar.

Mi consejo este verano es que no descuides tu hidratación y que:

• Salgas siempre de casa con una botellita de agua fresca.
• Siempre que puedas, tengas a mano una botellita de agua, al lado de la cama, en la mochila o en el lugar de trabajo.
• Tengas en la heladera tu propia botella de 2 litros agua para ver cuál es tu consumo diario e intenta beberla toda. Otra forma de contabilizarla es a través de vasos, se recomiendan 8 vasos diarios aproximadamente.
• Si realizas actividad física el cuerpo necesita más cantidad de agua. Hidrátate antes, durante y después de entrenar.
• No esperes a tener sed para tomar agua, bebé antes para que no sea tarde.
• Prestar atención al color de la orina, cuanto más oscura es, más posibilidades hay de estar deshidratado.

 

0 14
Diego Sivori

Diego Sivori

Licenciado en Nutrición recibido en la Universidad de Buenos Aires (UBA). Le decis que comes y te dice quien sos. #QueComoHoy #MarketingDeLaObesidad

Deja tu comentario